Buscar temas sin respuesta | Ver temas activos Fecha actual Mié Ago 21, 2019 12:28 am



Responder al tema  [ 17 mensajes ]  Ir a página Anterior  1, 2
Cartas a mi ciudad de Nashville 
Autor Mensaje
Regidor Vampírico
Avatar de Usuario

Registrado: Mié Mar 21, 2007 12:17 pm
Mensajes: 6144
Responder citando
Imagen

Akasha Valentine © 2014 Cartas a mi ciudad de Nashville. Todos los derechos reservados.

Cartas a mi ciudad de Nashville

Ya me había acostumbrado a su silente presencia, y me reconfortaba su pacífica manera de entrar a hurtadillas en mi habitación, mientras que con sus pisadas intentaba atraer el sigilo y con ello la paz de los campos cubiertos de flores que plantaba en macetas pintadas a mano con sus propios dedos, donde me representaba montado a caballo o arando la tierra; y entre todas ellas, mi favorita era la que yo permanecía sentado delante del fuego contemplando el cielo nocturno cogiendo su mano.

Los primeros días en los que no podía ni levantarme de la cama debido al dolor de las heridas y los huesos rotos solía verla a través del cristal de la ventana abierta jugando siempre sola, alzando los dedos como si intentase tocar el cielo con sus diminutas puntas. A veces se quedaba muy quieta y callada, sentada en un improvisado columpio fabricado a partir de dos viejos tablones de madera y cuerdas anudadas a las ramas del árbol, alisando su vestido de espigas blanco sin llegar a moverse de su sitio hasta que su madre la llamaba para comer.

Una mañana de mucho calor de un día que no recuerdo Shally irrumpió en mi habitación mientras su madre cambiaba las sábanas de la cama, entró velozmente, sin tiempo para prepararnos para su llegada, y con los cabellos despeinados y la ropa sucia, tenía en su rostro dibujada una expresión que iba de la euforia pasando al entusiasmo, obligando a sus labios a sonreírme sin medida. Con las palmas pegadas al pecho no pudo contenerse por más tiempo y extendió para mí sus brazos y entre sus palmas me mostró una diminuta rana del desierto que se escapó de un solo salto por la ventana, sin que hubiera podido tener demasiado tiempo para verla. De inmediato Shally se quedó sin habla, pues le hubiese gustado tenerla como mascota, pero su madre cerró la ventana de manera apresurada y le pidió que se fuera a su habitación. Aquella fue la primera vez que pude ver la desilusión y el asombro en sus ojos, una imagen que me cautivó y a la vez me dolió en lo más profundo de mi ser, porque aquella niña de ojos grandes y brillantes sólo se tenía a sí misma como compañera de juegos en un mundo donde los adultos no tenían tiempo para seguir emocionándose con insignificantes y diminutos asuntos que sólo los más pequeños pueden entender como grandes hazañas en sus vidas.

Aquella tarde me di cuenta de que debía hacer algo por Shally, así que hablé con su madre y le pedí que me ayudara a crear un teatro de sombras sólo para ella. Al principio la idea no pareció convencerla, pues según me explicó tenía que atender al ganado y más tarde preparar la cena para todos, pero nuevamente le reiteré la importancia de devolverle a su hija la mágica sensación que produce el descubrimiento de cosas nuevas, así que la dejé convencida de que debía ayudarme y finalmente cedió a mi petición y me ayudó a preparar el escenario correcto para aquella noche.

Imagen

A las nueve y media en punto la pequeña mano de Shally golpeó la puerta de mi habitación, y al entrar en ella un gran sombrero mágico le dio la bienvenida. El sombrero, por supuesto tenía el don de la elocuencia, y era muy pero que muy parlachín, tanto es así que debíamos mandarlo callar de vez en cuando.

En aquella habitación di vida a la imaginación, e hice que volviera su sonrisa y su entusiasmo. Llenó de risas nuestros corazones, y con júbilo gritaba y aplaudía; animaba al caballero del velocípedo a dar vueltas sin cesar e incluso hicimos nuestro primer vuelo en la máquina voladora “Wright Flyer” construida por los hermanos Wright.

Fuimos caminando en todas las direcciones y a su vez volvimos al mismo punto de partida, y antes de dar por finalizada nuestra pequeña actuación tomamos un globo aerostático que había sido sustraído por unos malhechores para cometer sus robos y nos fuimos volando por todo el mundo sin descanso alguno para llegar a tiempo para tomar un té con la reina de Inglaterra.

A nuestra vuelta nos topamos con grandes elefantes blancos que nos trajeron de vuelta a casa, donde Shally se quedó dormida en los brazos de su tío.

Akasha Valentine © 2014 Cartas a mi ciudad de Nashville. Todos los derechos reservados.


Akasha Valentine © 2014 Cartas a mi ciudad de Nashville. Todos los derechos reservados.

_________________
Imagen

Nueva obra para descargar: http://www.mediafire.com/download/07jiu ... +aviso.pdf Muerte sin previo aviso.


Sab Jul 26, 2014 9:40 pm
Perfil WWW
Regidor Vampírico
Avatar de Usuario

Registrado: Mié Mar 21, 2007 12:17 pm
Mensajes: 6144
Responder citando
Imagen

Akasha Valentine © 2014 Cartas a mi ciudad de Nashville. Todos los derechos reservados.

Cartas a mi ciudad de Nashville

- Cásate conmigo Shally Northom.

Fueron sus palabras un susurro que mecido por el viento topó con el lóbulo de su oreja izquierda, y allí donde su rosada piel formaba el meato auditivo las vocales se hicieron con el control de sus sentidos, y el cuerpo de Shally se tambaleó ligeramente hacia un lado y después en sentido contrario. Su confusa mirada avivó en John la llama de la pasión, y donde los besos se habían quedado apartados retomó el camino de vuelta para recuperarlos.

- Cásate conmigo. - Y tras deslizar la punta de su nariz por la sonrojada mejilla de Shally, John añadió. - Porque eres la primera mujer en mi vida que hace que ésta tenga sentido. - Y sus labios se quedaron pegados en su boca entreabierta. - Porque cuando estoy a tu lado no tengo necesidad de explicar cómo me siento porque tú ya lo sabes. - Hundió su boca e inclinó sus cuerpos para profundizar en su beso y hacerlo más suyo y personal. - Shally Northom, quiero casarme contigo, ahora mismo, en este preciso momento, en este lugar, en este mismo instante donde nada podría fallar.

Shally pasó las yemas de sus dedos por el rostro de John, allí donde el vello no cubría sus facciones, donde el paso del tiempo había dejado sus huellas en forma de arrugas. Hubiera sido fácil asentir con la cabeza y dejar escapar una o dos lágrimas o quizás alguna más motivadas por la emoción que siente cualquier mujer a la que aman de verdad. Pero ella temía más a las dudas que a los hechos; John era muy bueno, quizás demasiado, y aunque le hubiese gustado decir el “sí quiero” sin dudarlo, guardó silencio y siguió mirándole sin decirle nada.

- Dudas, amor. - Y su rostro quedó hundido en su cuello, donde la punta de su nariz se perdió en el aroma de su fragancia y la inexpresiva mirada de Shally apuntó hacia el cielo queriendo saber por qué no podía darle una respuesta inmediata. - Quizás. - Susurró brevemente. - Eso suena a algo bueno para mí, ¿no crees?

Estuvieron sin mirarse a la cara durante varios minutos después de aquellas palabras, pero sus cuerpos seguían tocándose a pesar de que sus emociones hablaban por ellos. Los brazos de John comenzaron a ser molestos, la tirantez de que ejercían en sus caderas la imposibilitaban para cambiar de postura y aunque quiso pedirle que relajase su abrazo Shally no se atrevió a emitir palabra alguna.

Y bajo un cielo estrellado, donde nadie podía verles, se sintieron observados por todo el universo con sus pequeños ojos: brillantes, blanquecinos y parpadeantes, pensando en su futuro aún sin escribir, y John supo que la estaba perdiendo, pero la necesitaba en su vida de una manera que para ambos resultaba asfixiante.

- Sí. Yo... - La voz de Shally parecía inquieta, pero finalmente pudo terminar aquella molesta frase a la que tanto le costaba dar forma. -Me casaré contigo.

Akasha Valentine © 2014 Cartas a mi ciudad de Nashville. Todos los derechos reservados.


Akasha Valentine © 2014 Cartas a mi ciudad de Nashville. Todos los derechos reservados.

_________________
Imagen

Nueva obra para descargar: http://www.mediafire.com/download/07jiu ... +aviso.pdf Muerte sin previo aviso.


Mar Jul 29, 2014 12:10 am
Perfil WWW
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Responder al tema   [ 17 mensajes ]  Ir a página Anterior  1, 2

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro

Buscar:
Saltar a:  
cron
Powered by phpBB® Forum Software © phpBB Group
Designed by ST Software for PTF.
Traducción al español por Huan Manwë para phpBB España