El microrrelato del día. La muerte sonríe.

Microrrelatos 2015

¿Ha sido de su agrado la lectura?

Por supuesto. Es más de lo que me esperaba.
0
No hay votos
No. De hecho me ha decepcionado bastante.
0
No hay votos
Me ha resultado indiferente.
0
No hay votos
 
Votos totales: 0

Akasha_Valentine
Regidor Vampírico
Mensajes: 6144
Registrado: 21 Mar 2007 12:17
Contactar:

El microrrelato del día. La muerte sonríe.

Mensaje por Akasha_Valentine » 11 Nov 2015 15:01

Imagen

Título Original: La muerte sonríe © 2015.
Autor: Akasha Valentine.
Género: Microrrelato/Novela Negra/Crímenes
Idioma: Castellano.
Volumen: Único.
Ilustrador: Akasha Valentine - 2015.
Corrector: José Antonio.
Editor: Akasha Valentine.
Fecha de publicación: 11/11/2015.

LA MUERTE SONRÍE POR AKASHA VALENTINE.

Emily Rostwom sonreía felizmente, porque esta vez sí que tenía motivos para hacerlo, mientras sostenía entre sus manos su taza de flores rosas preferida. El intenso y fuerte olor a té inundaba la cálida estancia cuyas paredes estaban forradas de fotografías y libros. En el centro de una de dichas paredes había una señorial chimenea del siglo XVIII que en aquellos momentos estaba encendida. Arropados al calor del fuego, estaban ella y su nuevo amigo. Emily insistió en que debía esforzarse por probar el té que ella misma le había preparado con tanto esfuerzo, pero él se disculpo con una amplia sonrisa para después rechazar por completo la bebida.

- No es de mi agrado. - Explicó él. - Ahora necesito otro tipo de alimento más adecuado a mis nuevas necesidades.

Emily sonrió. Dado que era una mujer a la que nadie le había prestado nunca atención en su vida, se alegró de tener por fin una visita en su hogar, y dado que quería agradar a su invitado exclamó elocuentemente: - ¿Qué clase de alimento debería de traerle para que se sintiera cómodo mientras lo ingiere?

El hombre que la acompañaba revolvió con sus propias manos entre sus propias pertenencias y sacando del interior de su bolsa negra un martillo le explicó con lentitud cual era la bebida que él ahora necesitaba beber desesperadamente para calmar su insaciable sed. Y dicho esto, se arrojó sobre una aterrada Emily Rostwom, quien tuvo la desgracia de caer en manos de un hombre al que la muerte de otros le producía un intenso placer al poder ingerir la sangre de sus víctimas de sus fracturados cráneos.


Quedan prohibidos, dentro de los límites establecidos en la ley, y bajo los apercibimientos legalmente previstos, la reproducción total o parcial de esta obra por cualquier medio o procedimiento, ya sea electrónico o mecánico, el tratamiento informático, el alquiler o cualquier otra forma de cesión de la obra sin la autorización previa y por escrito de los titulares del copyright.

Responder

Volver a “2015”